Ignacio Diego dice que su Gobierno "irá más allá" con un plan para la promoción y apoyo integral de la natalidad para hacer frente al envejecimiento demográfico

natalidad

El Gobierno Regional ha aprobado un decreto para el fomento de la natalidad en Cantabria, que implantará un nuevo sistema de apoyo al ejercicio de la maternidad, mediante ayudas por nacimientos en familias numerosas, en municipios rurales y en los casos de parto o adopción múltiple.

Estas subvenciones para hijos nacidos o adoptados desde el 1 de enero de 2015 podrán alcanzar los 3.000 euros en los casos de parto múltiple y se regula además una paga mensual de 100 euros por hijos menores de tres años en hogares del medio rural. Estas  cantidades se verán incrementadas en los casos de hijos con algún tipo de discapacidad.

El presidente de Cantabria, Ignacio Diego, ha anunciado esta mañana la aprobación del decreto de apoyo económico, dotado con casi 1,8 millones de euros y que se incluye en el marco de un plan específico para la promoción integral de la natalidad en el que trabaja ya el Ejecutivo.

Diego ha indicado que el fomento de la natalidad "no puede descansar únicamente en medidas de carácter económico", sino que debe abarcar "todas las variables que condicionan el ejercicio de la maternidad y conseguir ser más efectivos".

En esta línea, ha insistido en la necesidad de "ir más allá de las ayudas puntuales por nacimiento" y profundizar en las políticas de promoción de la conciliación y la igualdad de oportunidades, que es en lo que trabaja el Gobierno regional a través de la redacción de un plan integral

"El objetivo es que Cantabria gane población y haga frente con distintas medidas al reto demográfico que supone el envejecimiento poblacional, una circunstancia a la que también tienen que hacer frente en los próximos años otros territorios vecinos", ha subrayado el presidente regional.

Respuesta a las situaciones más complejas

El Gobiernode Cantabria explica en este decreto que la utilización "racional" de los recursos públicos obliga a que desde las administraciones se dé "prioridad" a la atención económica en situaciones especiales, como  es el caso del nacimiento de un nuevo hijo para las familias numerosas y cuando se produce un parto o adopción múltiple.

También, la menor disponibilidad de servicios de atención a la infancia en los municipios menos poblados requiere priorizar las ayudas para las madres residentes en esos lugares, en los que, al mismo tiempo, resulta necesario impulsar medidas que contribuyan a estabilizar la población.

Se trata de casos "especialmente amparables" en el contexto de apoyo a  la maternidad, sin que se excluyan por ello otras situaciones relevantes a las que se iría dando respuesta en el futuro, en la medida en que lo permita el presupuesto de la Comunidad Autónoma, según establece el Ejecutivo.

Conciliación

La aprobación de este decreto se une a la convocatoria esta misma semana de las ayudas a mujeres con hijos o personas dependientes a su cargo, a la que el Ejecutivo destina un millón de euros.

Con estas subvenciones, el Gobierno de Ignacio Diego pretende facilitar la conciliación de la vida laboral, familiar y personal de mujeres trabajadoras o desempleadas con hijos o dependientes a su cargo, con el fin de cubrir los gastos de guarderías o la contratación de personal para la atención a dependientes.